Ideas Bonitas

DIY Blogger
casita
Vivencias

Navidades y Año nuevo en Casita!!!

Hooooola Hooooola
Ante todo mil disculpas por no despedirme de ustedes ni desearles felices fiestas antes de ir a casita. Les comento que la última semana antes de Navidad nada salió como se había planeado. Desde mi pequeñín cayó enfermo de otitis cosa menos esperada para subir a un avión,  carreras de urgencias al cap, maletas por aquí, regalos de última hora por allá, dolores lumbares propios del embarazo de 7 meses y un pequeñín que le encantan mis brazos pero con todo ello sobreviví aunque no pude escribir un decente “Felices Fiestas y Próspero Año Nuevo 2017” mea culpa!

Así que un 23 de diciembre del 2016 por la noche con el peque duchado y empijamado nos subimos a un taxi repletos de maletas y cargados con el equipamiento adecuado para viajar con un bebe de 20 meses en un vuelo que dura más de 12 horas… ósea una logística brava (palabra muy usada en mi país), fuimos los papás típicos cargados con un millón de cosas que “un por si acaso lo uso..” es suficiente para meterlo como esencial jajajaja se es mejor ser precavido al menos con los niños sino uffff. En fin y no decir de mi súper barriga de 7 meses pero que todo mundo me preguntan “¿cuántos son?” Ya se pueden imaginar la pequeñez jajaja… una familia típica que viaja por el mundo.

Una vez llegado al aeropuerto T1 El Prat de Llobregat mi querido peque alucinaba con los aviones que no paraban de salir y nosotros con las maletas y el cochecito, corriendo detrás del pequeñín súper despierto pero cansado, vamos que ya le tocaba estar más que dormido. Buscando la ventanilla donde nos tocaba un amable trabajador de la aerolínea Latam nos acompañó a la colita privilegiada jijijiji, tuvimos la paciencia porque era nueva nuevísima la que nos atendió, nuevísima! Pobre…. nada, todos algún momento hemos sido becarios, practicantes o los nuevos que estamos en nada en un trabajo :). Además yo estaba re feliz “”me iba a mi casita””” .  Digo esto porque como en todos lados y colas hay gente amargada que viven apurados como si el tren se les vaya a pasar, en este caso el avión, imposible ya que faltaban tres horas para embarcar. En fin, yo me iba a mi casita 😀

Latam es una aerolínea nueva de la unión de LAN Chile y Tam Brasil pero con la mega novedad que ¡hace vuelos DIRECTOS Barcelona – Lima! ahhhhhhh una locura un viaje que se reduce a 12h seguidas sin tener que pasar por Madrid u otras. Un regalo del cielo por navidades, papa Noel por fin se hizo una y hasta el Tió colaboró jajaja. Debo mencionar también que los precios eran muy atractivos.

El vuelo genial, escuchar a la tripulación con ese acento de mis paisanos me hacía sentirme más cerca de casita, ayayayayay tan solo faltaban 12h para verlos. La atención de primera muy amables y siempre con una sonrisa cosa que en Iberia a veces les cuesta, la comida nos sorprendió estaba riquísima sin exagerar. El avión bueno, no era nuevo y pequeño, era de filas 2-3-2 pero todo correcto y muchos baños con cambiadores.

¿Y qué llevamos en la maleta de mano para estar preparados? ¿Qué es esencial para un viaje con un bebé? ¿Es realmente una logística seria?

Tuvimos  que hacer una lista de las cosas a llevar tanto en la maleta por facturar como en la de subir al avión. Nosotros creímos importante las siguientes cosas, claro al final depende del niño y situaciones:

  1. Pijama extras – 2
  2. Pañales, ser precavidos y llevar los que gastas en más de un día
  3. Toallitas húmedas y esponjas jabonosas
  4. Cambiador.
  5. Cambio completo de ropa
  6. Jersey ligero porque ponen el aire muy frío.
  7. Medicamentos (Importante llevar receta del médico para que dejen pasar en el control. Y ojo si es líquido en envase mayor de 100 ml)
  8. Musolina o sábana
  9. Toallita
  10. Desayuno, almuerzo y/o cena preparada. En nuestro caso, el bebe come de todo pero nunca sobra un potito. Además llevamos  galletitas y tostadas con aceite de oliva en estuche. Por supuesto que leche en polvo y cereales, y el biberón.
  11. Plato y cucharas. Baberos y pipos (o chupón).
  12. Juguetes adecuados para el avión y cuentos para que no se aburra si no consigue dormir.
  13. iPad de emergencia con dibujos, música y demás.
  14. Recomiendo usar un estuche especial de viaje donde llevar los pasaportes, documentos que soliciten (en mi caso un certificado médico por el embarazo para poder viajar (si estás embarazada de más de 7 meses, podrían pedirte certificado médico para dejarte subir al avión) y receta médica), bolis, ticket de vuelos, etc.
  15. Jersey para nosotros.
  16. Neceser con lo básico para limpieza.

Llegamos a Lima muy temprano el 24 de diciembre, listos para la nochebuena, abrazos por aquí y llamadas por allá.
El jetlag es un mal que no podemos obviar. Luego de un súper desayuno en familia, una ducha reparadora, deshacer maletas y almorzar, nos fuimos a dormir unas dos horitas porque recuerden que es nochebuena y tenemos que aguantar hasta tarde.

Pasamos  las navidades en casita de mi abuelita con todos mis tíos y primos. Tocaron las doce, los petardos empezaron a sonar. Nuestro peque alucinaba con el ruido y luces de los fuegos artificiales que se veían en todas partes! Nos abrazamos todos deseándonos Feliz Navidad e inmediatamente empezamos la cena. Súper chevere, todos alucinando de lo grande que estaba nuestro pequeñín y mi enorme barriga jajajaja, comimos un rico pavo al cilindro muy típico en mi país y que deja súper sabroso el pavo que de por sí es insípido. Luego de la tan ansiada repartición de regalos a casita hechos unos búhos pero que finalmente caímos rendidos en la cama. Para Año Nuevo estuvimos en casita los 7, mis padres, mi hermano y mi cuñada y nosotros tres, por supuesto comimos rico y también a dormir temprano porque yo con el embarazo aguanto hasta la 1 y a dormir. Las fiestas son de mucha radio y petardos! Me encantan!.

Fueron diez días intensos con la familia, fue tan cortito que aún me siento allá. Dentro de todo la despedida no fue tan dura porque mi mami estará con nosotros en febrero 🙂 y tres meses!!!!

La vuelta a casa hasta el día de hoy, una semana después, aún el jetlag no desaparece en especial en nuestro peque que no duerme tan bien como antes del viaje, Esto ya nos pasó en el vuelo anterior a Perú, cuando el bebe tenía 4 meses. Así que, para los papás que hacen estos viajes largos, mucha paciencia! No hay de otra y sobretodo volver a la rutina de a poco.

Nuevamente, feliz año 2017 y que todos sus proyectos futuros y pendientes se realicen de la mejor manera, más que nada aprender nuevas cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *